"STRAVAGANZA": BAJO EL SIGNO DE FLAVIO - ANALISIS

La creación de Flavio Mendoza, "Stravaganza" vuelve a repetir el fenómeno de la temporada pasada. Su espectáculo en un nuevo anfiteatro de Mar del Plata con el coreógrafo como protagonista principal vuelve a generar una importante recaudación quedando esta semana en 2do lugar de la taquilla local.

Sin enmbargo, en Carlos Paz la situación no es la misma y el protagónico de Nacha Guevara no tuvo el impacto deseado por los productores que ven a la inmensa sala "Luxor" a mitad de butacas en el mejor de los casos.

La jurado del "Bailando" no viene precisamente poniendo su mejor voluntad para promover el espectáculo: jerarquiza con su criterio las notas, elude medios, responde a regañadientes y no sale habitualmente por la puerta central de la sala para saludar al público y los turistas. Además suele recluirse en una casa alquilada en un barrio privado durante todo el día y sale para la función únicamente sin tomar contacto con nadie.

Además, Nacha evaluó al público de la Villa entendiendo que hubo una evolución en su mirada dando a entender que antes se conformaban con espectáculos de bajo costo y calidad artística. Nada políticamente correcto para una porteña que desea congraciarse con el público local.

Flavio enciende su alerta y nuevamente siente que el sostenimiento económico de las compañías, esta vez bajo su producción ejecutiva y artística, cae sobre sus hombros. Sus figuras en Carlos Paz no están poniendo mucha garra para promover el show y la estética de Tango no habría tenido buena recepción en la tierra del cuarteto.