"SOBRE MIRJANA Y LOS QUE LA RODEAN" - CRITICA

El genial director Guillermo Cacace nos vuelve a proponer sumergirnos en lo profundo de las emociones humanas. Un paisaje borrascoso como luminosidades y rispideces que nos reúne, nos perturba y por momentos nos define.

Luego del "Mi hijo sólo camina un poco más lento" que continúa presentándose los sábados y domingos a las 11 y 30 y 14 hs en la sala Apacheta, Cacace emprendió la tarea de poner en escena la primera obra escrita por Martinic: "Sobre Mirjana y los que la rodean" con absoluta libertad en la adaptación que autorizó su autor.

Mirjana (interpretada por la gran actriz María Onetto) es una mujer como tantas y con sus vínculos que la rodean, la atraviesan y la aislan. La rutina intenta tapar su sensibilidad, los años secaron esas ilusiones que supo cultivar, hoy se resigna entre la oficina, la casa, su hija, su madre y algunos amantes...

Todos los personajes están al borde de un abismo, viviendo esa fatiga extenuante de poner tanto y sentirse vacíos, ese coro de voces conocidas que en su relato no dejan de espantarse y por momentos detenerse en esa sensación exasperante. La vida sin los rimbombantes efectos hollywoodenses que nos obliga a pensar el amor como "mariposas en el estómago", a la pareja idea como "príncipes o princesas" y a la existencia como una explosión de plenitud permanente y duradera.

Martinic y Cacace van más allá. Detalles que cobran la importancia heroica de una batalla, pequeñas miradas que consuelan, presencias ausentes y ausencias que hacen ruido... Y la vida, esa entelequia que cada uno construye dando propio significado, con sus limitaciones y sus potencialidades.

"La vida es una taza de café...", "La felicidad es el control remoto del televisor...", "El amor es: nada..." aparecen como sencillas definiciones de Mirjana envuelta en su nebulosa asfixiante.

"Estoy viviendo..." dice más tarde, y a veces es tan sencillo como eso. Vivir... sin estridencias, con entendimiento, sin juzgar ni detenerse, armándose un espacio propio, miradas que sean reales con los demás, vínculos recíprocos y el devenir de un tiempo que nos contiene sin pedirnos nada, sólo estar y si es posible: SER.

"Sobre Mirjana y los que la rodean"
Funciones Sábados y Domingos
15 y 30 hs
Teatro Picadero
E. S. Discépolo 1857
(a metros de Corrientes y Riobamba)
Capital Federal.