NOCHE DE BUSQUEDA DE LA IDENTIDAD - EMOCION

Nuevamente "100 dias para enamorarse" volvió a apostar al clima en cada escena y el potencial expresivo de sus intérpretes para contar las historias que se entrecruzan en la tira éxito del Prime-Time.

Nancy Dupláa tuvo una emocionante escena con Maite Lanata (su hija en la ficción). Luego de fugarse al enterarse de quien era su verdadero padre, Juani se refugia en la casa de su amigo personal, hijo del personaje de Carla Peterson.

Antonia (Nancy) es advertida por su amiga (Carla) y llega a la casa a buscar a su hija donde establece un diáologo que emocionó hasta las lágrimas donde Nancy logra trasladar la desesperación, el amor y la incertidumbre que siente esta madre con el temor de perder a su hija. Dupláa sorprende y se supera en cada escena, con naturalidad y organicidad con la historia representa a la mujer "cercana", la idiosincrasia popular con los obstaculos externos e internos que representa su personaje. Maravilloso trabajo!!!

Por su parte, Fidel (Michel Noher) y Paul (Ludovico Di Santo) tienen su primera noche de intimidad pero los planes cambian cuando a la mañana siguiente llega la madre de Paul que tiene llave del departamento de su hijo rompiendo el clima e intimidando a Fidel en el redescubrimiento de su identidad sexual que vuelve a cerrarse y decirle al tio de su alumna que la historia que vivieron "nunca pasó".

"100 dias para enamorarse" da cuenta de la fuerza y creatividad a la que puede recurrir la televisión argentina con productos populares que tengan sintonía con el momento de conciencia de una sociedad. Y no sólo eso, también aportando debates, interpelando el imaginario colectivo y por sobre todo, "entreteniendo" (en el mejor sentido de la palabra).